• FMAA

4 ejercicios para tratar la flacidez abdominal

Cualquiera puede sufrir de flacidez abdominal. Ante esto, es importante hacer ejercicio y tratar de hacerlo adecuadamente.



La flacidez abdominal es sin duda vista como una prueba dolorosa y duradera para la mayoría de las personas. Simplemente percibir la barriga con la piel flácida puede generar sentimientos negativos que conducen a una baja autoestima.




Por eso surgen muchas dudas y preguntas: ¿es posible acabar con la flacidez abdominal? ¿Cómo lograr esto de manera efectiva? Para aclarar el tema, te presentamos algunos consejos.


¡No te lo pierdas!


¿Qué es la flacidez abdominal?


Antes de llegar al meollo del asunto, es importante que expliquemos qué es la flacidez abdominal. En primer lugar, debes saber que  esto no solo ocurre en la región del vientre, sino también en la parte inferior del rostro - papada -, glúteos , piernas, brazos e incluso párpados.


Pero en este artículo solo nos centraremos en la flacidez alojada en el abdomen. Se debe tanto a la  pérdida de tono muscular como a la disminución de nutrientes  en la piel - como elastina y colágeno -. Estos tejidos de soporte luego pierden su fuerza y ​​surge el problema.


Estos son algunos de los principales desencadenantes de la flacidez abdominal:

  • Exceso de peso

  • Mala postura

  • Parto reciente

  • Malos hábitos alimenticios

  • Poca vida activa

Todos estos factores debilitan los músculos relacionados con el área abdominal, así como la mayor parte de la región central que es responsable de la estabilidad general del cuerpo. Por tanto,  la actividad física programada puede ayudar a tratar la flacidez abdominal.


Ejercicios para la flacidez abdominal


El ejercicio regular ayuda a mejorar la postura y los hábitos alimenticios. Además, también hace la vida más activa. Esto ayuda a prevenir enfermedades no transmisibles como el sobrepeso.


En definitiva, la actividad física “ataca” a los principales culpables de la flacidez abdominal. A continuación, presentamos algunos ejercicios recomendados para tratar este fenómeno.


Elevación de piernas



Este ejercicio se puede realizar de forma simétrica o asimétrica. Ambas variantes son válidas en la rutina contra la flacidez abdominal.


De hecho, su ejecución regular ayuda a fortalecer la zona del tronco, lo que ayuda a mejorar la postura.



Además, este ejercicio también ayuda a tonificar la zona baja del abdomen. Por lo tanto, ayuda a definir mejor los músculos y reducir este problema.


Planchas


Este es uno de los ejercicios más recomendados para fortalecer el abdomen. Desde un punto de vista externo, parece fácil. Pero su complejidad lo convierte en una buena alternativa isométrica  para combatir la flacidez abdominal.


Por otro lado, existen varias formas de realizar este ejercicio -imagen de inicio-. Sin embargo, el más común es el que implica apoyarse en los antebrazos y los dedos de los pies.


Ejercicio de codo / rodilla para combatir la flacidez abdominal


Su ejecución es bastante difícil, pero el esfuerzo merece la pena. En este caso,  el objetivo es que el codo derecho toque la rodilla izquierda y viceversa. Este movimiento fortalece toda la zona muscular del abdomen. Su ejecución constante reduce la flacidez abdominal, mientras tonifica los músculos abdominales y oblicuos.


Elevación de la rodilla


Combinar ejercicio aeróbico con ejercicios de fuerza y ​​resistencia suele ser una buena alternativa para combatir la flacidez abdominal. Un ejercicio que cumple con estas características es la elevación de rodillas.


Para ello tenemos que correr en el lugar intentando levantar las rodillas lo más alto posible.


Estos saltos son los responsables del aumento del gasto energético. En otras palabras, es un ejercicio aeróbico. Al mismo tiempo,  fortalece y tonifica la región de los oblicuos, el estómago, la zona lumbar y las piernas.


Rutina de ejercicios


Para incluir estos ejercicios en tu rutina, se recomienda que hagas 4-5 series de 15 repeticiones cada una. Por supuesto,  depende de la condición física de cada persona.


La única excepción es la plancha que no debe hacerse en series, sino en el tiempo. Una opción es permanecer en la posición durante unos 20 segundos, solo una vez. Este tiempo debería aumentar gradualmente a medida que mejore la capacidad física.


¿Cómo tratar la flacidez abdominal?


Una de las alternativas para tratar la flacidez abdominal es el ejercicio. Sin embargo, este no es el único. Tratar de llevar una vida que incluya buenos hábitos suele ser la forma de tener un mejor cuerpo.


Como parte de estas prácticas, entran en juego una dieta equilibrada y una disciplina. Por ejemplo, si estos ejercicios son parte de su rutina pero solo se realizan una o dos veces por semana, lo más probable es que no funcionen.


Finalmente,  siempre se recomienda consultar a un médico para determinar los motivos de la flacidez. De hecho, debemos tener en cuenta el hecho de que puede deberse a una patología que requiere tratamiento.


Créditos:


Fitpeople

08/09/2020


Nota Original: AQUÍ



113 vistas
Síguenos en:
  • Facebook
  • Twitter
  • YouTube
  • Instagram

Dirección

Av Río Churubusco, Puerta 9 Oficina 301 Ex Ejido Magdalena Iztacalco, Ciudad de México 080101

EMAIL

fmaa.mx@gmail.com

Teléfonos

(+52)(55) 5393-0677 || (+52)(55) 5562-0995 || (+52)(55) 5562-0999

© 2020 by FMAA,  Preguntas /  Contáctanos en fmaa.mx@gmail.com