• FMAA

Exhibiciones dominantes de Asher-Smith, Birgen y Lavillenie en Karlsruhe




La atmósfera aún inusual por el Covid-19 pudo haberse sentido un poco en el Indoor Meeting Karlsruhe, pero la acción y la emoción no sufrieron en la primera reunión Gold del World Athletics Indoor Tour de 2021 el viernes 29 de enero.


La campeona mundial de 200m Dina Asher-Smith fue la primera atleta en llegar a Karlsruhe unos días antesdel evento, y fue la primera en terminar su participación en los 60m. Habiendo acelerado a un 7.11 controlado para ganar su heat al principio del programa, regresó a la pista una hora más tarde y fue aún más rápido.


Su tiempo de victoria de 7.08 igualó el PB que estableció por primera vez en 2015. La británica planea tener una temporada bajo techo completa, por lo que no parece descabellado esperar que continúe triunfando y tal vez rompa el récord nacional de 7.06.


La francesa Orlann Ombissa-Dzangue fue segunda con 7.16, solo 0.01 de la suiza Ajla del Ponte, que igualó su PB.


“Obviamente ha sido un año extraño y ha pasado mucho tiempo desde que competí en el escenario internacional, así que no sabía qué esperar”, dijo la triple campeona de Europa. “Pero abrir con mi primer sprint más rápido e igualar mi PB fue realmente bueno".


“He estado trabajando duro en los entrenamientos y estoy feliz de ver que algunos de esos elementos se manifiestan. La temporada bajo techo es realmente importante este año, más que nunca, porque nos hemos perdido un año entero de competiciones de alto nivel. Estoy emocionada por lo que traerán mis próximas carreras”.


Animado por su prometedor primer encuentro de temporada de 5.92m de hace dos semanas, el ex poseedor del récord mundial Renaud Lavillenie continuó ese impulso en Karlsruhe y generó una de sus mejores series bajo techo durante mucho tiempo.


Se puso en cabeza con su altura inicial de 5.62m y la consolidó en 5.80m, superando también en su primer intento. El alemán Torsten Blech y el estadounidense Cole Walsh salieron de la competencia en ese momento, mientras que el estadounidense Matt Ludwig lo superó en su segundo intento.


Ludwig no pudo subir más, pero Lavillenie superó los 5.88m y 5.95m en sus primeros intentos, rompiendo su propio récord de encuentros de 2016. Después de dos intentos fallidos a 6.00m, el campeón olímpico de 2012 dio por terminada su participación muy satisfecho. La última vez que el jugador de 34 años saltó a más de 5.95m fue en la final olímpica de 2016.


“Fue una competencia larga pero buena”, dijo. “Honestamente, no esperaba saltar tan alto hoy. Iba a saltar de un enfoque acortado de 16 pasos y no pude encontrar mi ritmo, así que en mi calentamiento me moví a 20 pasos y descubrí que mi ritmo regresó, así que seguí con eso".


La portuguesa Auriol Dongmo retomó en 2021 donde lo dejó el año pasado, como líder mundial en lanzamiento de bala.


La atleta de 30 años abrió su serie con un PB bajo techo y un récord de encuentro de 18.81m, que en última instancia habría sido suficiente para ganar, pero logró registrar su mejor marca de 19.65m en la segunda ronda. Desde el Campeonato Mundial bajo techo de 2016, solo una atleta, la dos veces campeona mundial Gong Lijiao, ha lanzado más lejos bajo techo.


Dongmo siguió con dos lanzamientos más por encima de los 19 metros y no pudo ser atrapada. La sueca Fanny Roos logró un récord nacional de 18.64m en la ronda final para terminar segunda, superando a la finalista mundial británica Sophie McKinna. La campeona mundial de Alemania en 2015 terminó quinto con 18.27m.


“Esto es lo que estábamos esperando”, dijo Dongmo. “Mi entrenador y yo hemos estado trabajando mucho en mi técnica porque en el pasado no era muy buena. Pero cada día trato de mejorarlo y este es el resultado ”.


Bethwell Birgen y Beatrice Chepkoech de Kenia obtuvieron la victoria en los 3,000m, pero lo hicieron de diferentes maneras.


Birgen despegó en el último kilómetro, después de haber recorrido 2,000m en 5: 06.44. Su ventaja parecía insuperable con un par de vueltas para el final, pero el español Mohamed Katir comenzó a recuperar terreno significativo en las últimas etapas.


Birgen aguantó, y ganó en 7:34.12, colocándose entre los 10 primeros en la lista de todos los tiempos bajo techo de Kenia. Katir fue recompensado con un enorme PB de 7:35.29, nueve segundos más rápido que su mejor desempeño al aire libre.


Mientras Birgen corrió solo durante el último kilómetro, Chepkoech tuvo compañía en las últimas vueltas. La campeona mundial de obstáculos y poseedora del récord mundial, controló el ritmo en la segunda mitad y mantuvo un ritmo constante.



Con una vuelta para el final, la británica Melissa Courtney-Bryant intentó hacer un movimiento, al igual que Fantu Worku, la ganadora de 3,000m en Karlsruhe el año pasado. Pero Chepkoech logró contener ambos desafíos y cruzó la línea en 8:41.98. Worku fue segunda (8:42.22), justo por delante de Courtney-Bryant (8:42.41).


Elliot Giles cronometró su carrera a la perfección en los 800m masculinos. Una vez que el marcapasos se hizo a un lado, el sueco Andreas Kramer, Giles lideró el campo a lo largo de 600 metros en 1:18.04. Con aproximadamente media vuelta restante, Giles se puso en cabeza y abrió una brecha significativa con Kramer, avanzando hasta el final en un 1:45.5 líder mundial. Debido a una falla en el sistema de cronometraje, las actuaciones en esta carrera fueron cronometradas a mano.



"Lo que sucedió durante la carrera fue algo divertido", dijo Giles. "Era como el tráfico diario en París y yo era el scooter que intentaba pasar entre los coches".


El francés Benjamin Robert llegó para ocupar el segundo lugar con un PB de 1:46.3, mientras que el campeón mundial de 2017, Pierre-Ambroise Bosse, terminó tercero en 1:46.4, a solo 0.15 de su PB bajo techo.



Belocian y Neziri se llevan los máximos honores en obstáculos


El francés Wilhem Belocian fue una clase aparte en los 60m c/vallas masculinos. El medallista de bronce europeo de 2016 aceleró a su mejor récord de por vida de 7.48 para ganar su serie y luego casi igualó ese tiempo para ganar la final en 7.49.


Terminó un metro por encima del estadounidense Aaron Mallett (7.59) y el medallista de bronce mundial bajo techo Aurel Manga quedó tercero con 7.64.


La victoria de Belocian en la final no fue completamente inesperada después de las eliminatorias, pero no se puede decir lo mismo de la finlandesa Nooralotta Neziri en el evento femenino.


Neziri había avanzado a la final como clasificada de terminar tercera en su eliminatoria en 8.01. Pero la joven de 28 años, ubicada en el carril ocho, hizo la carrera de su vida para ganar la final en 7.92, quitando 0.05 de su propio récord nacional.


La campeona africana Tobi Amusan fue segunda con 7.94, justo por delante de Nadine Visser (7.96) y Elvira Herman (7.99).



El dúo cubano Liadagmis Povea y Juan-Miguel Echevarria aseguraron un doble en saltos horizontales. Povea saltó a un PB líder mundial de 14.54m en la segunda ronda del salto triple femenino para llevarse una cómoda victoria por delante de la finlandesa Kristiina Makela (14.13m).


Echevarría, mientras tanto, conectó solo tres saltos válidos, pero su esfuerzo de apertura de 8.18m fue suficiente para ganar por 10 centímetros a su compatriota Maykel Masso.


Por otra parte, el alemán Marvin Schlegel finalizó con fuerza para ganar los 400 metros con un PB de 46.61, superando al francés Thomas Jordier por 0.07.


Créditos:


World Athletics

Jon Mulkeen

29/01/2021


Nota Original: AQUÍ


46 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo